La revista “Hildebrandt en sus Trece” ha soltado una bomba que pone al expresidente Alan García en el centro de la noticia, para molestia del propio exmandatario.

De acuerdo al semanario, el ex presidente visitó el Proyecto de Irrigación de Olmos hasta en 10 oportunidades entre noviembre del 2006 y junio del 2010; el artículo en respuesta a García Pérez, indica que “AG miente cuando dice que él no tuvo nada que ver con Olmos”. No se debe olvidar que durante su segundo gobierno se concesionaron la segunda y tercera.

Con la habilidad que lo caracteriza para esquivar las denuncias, Alan García indicó hace algunos días que las iniciales “AG” hacían referencia a la constructora brasileña Andrade Gutiérrez, pero en “Hildebrandt en sus Trece” se precisa que eso “no tiene nada que ver con Olmos” y luego el periodista de la revista se despacha diciendo que el líder aprista “trató de atolondrarnos mencionando a Andrade Gutiérrez, pero esa empresa no tuvo nada que ver con la licitación, ni siquiera se presentó”.

De acuerdo con la información proporcionada por H13, dos líneas más abajo de las iniciales AG, aparece la anotación “Acordó DGI”, este dato es fundamental ya que según los investigadores de la Policía del estado de Paraná (Brasil), que han escudriñado línea a línea las minuciosas anotaciones de Marcelo Odebrecht, cuando el empresario escribía “DGI” se refería a “pagos ilícitos efectuados al margen de la contabilidad regular”. Lo dice textualmente un documento policial brasileño.

Dejar respuesta