¿Qué tipo de imagen debe mostrar la persona que elegí como autoridad? Seguramente las respuestas tienen que ser alentadoras, pero la historia nos dice otra cosa. Este es el caso del excongresista Javier Velázquez Quesquén, quien en sus funciones como parlamentario participó en una juerga en Brasil. El hecho no pasó por agua tibia, debido a que su visita a dicho país era un acto oficial y pagado con dinero del Estado.

Por supuesto macronorte quiere revivir este “refrito”.

 

El contexto es claro. Se trató de un viaje de una delegación oficial del Congreso peruano a la XXII Asamblea Ordinaria de Parlamento Latinoamericano, que se realizó en Sao Paulo, Brasil, el 8 y 9 de diciembre de 2006. La comitiva fue presidida por el entonces congresista José Vega e integrada por los parlamentarios Javier Velásquez Quesquén (APRA), Martha Moyano (GPF), Carlos Torres Caro (PD) y Mario Peña (APC).

El viaje duró tres días y según fuentes del Congreso, a cada parlamentario se le asignó 600 dólares de viáticos.  El escandalo se difundió a través de unas fotografías en la edición de marzo de 2007 de la revista Caretas, donde se observa a Velásquez y Vega, participando de una frenética celebración a ritmo de samba en un club nocturno de Sao Paulo. Algunas fotos registran sus rostros con signos de una mala noche.

 

Caretas y su valioso aporte al imaginario popular.

Vega admitió una salida nocturna “a un show folclórico de samba, en donde no se tomó alcohol”. Las fotos dicen lo contrario y posan un gran signo de interrogación sobre el comportamiento de los parlamentarios durante aquel viaje oficial.

Sobre el gasto del dinero de los viáticos, Vega dijo que su consumo fue pagado con su dinero, mientras que Javier Velásquez, no respondió ante los cuestionamientos de la prensa de aquel entonces.

El rochezaso de aquella noche loca aún persigue a los protagonistas de la juerga brasileña. Javier Velásquez Quesquén es el único que aún tiene presencia congresal y seguramente algunas noches recordará sus peripecias por tierras garotas.

Dejar respuesta