El congresista y propietario de la cadena de grifos COGECO, Osías Ramírez, inauguró un nuevo grifo en Trujillo el pasado 11 de agosto y en total son 4 los servicentros que funcionan en esta ciudad, otros 4 locales funcionan en otras regiones del norte del país.

 

Durante este evento el fujimorista fue consultado por la investigación por lavado de activos que afronta junto a su hermano Joaquín Ramírez y que involucra a Keiko Fujimori.

“Lo que tenemos acá es fruto de nuestro esfuerzo, nosotros somos emprendedores y gracias a eso es nuestro crecimiento empresarial que tenemos”, sostuvo el hermano del sindicado financista de Fuerza Popular, Joaquín Ramírez.

Como se recuerda el colaborador de la DEA, Jesús Francisco Vásquez, denunció el año pasado que Joaquín Ramírez le confesó que había lavado 15 millones de dólares, entregados por Keiko Fujimori, en una cadena de grifos.

El argumento del “buen emprendedor” no ha dejado satisfecha a la fiscal Sara Vidal, a cargo de las pesquisas del caso Joaquín Ramírez, la abogada tiene como hipótesis principal que la Compañía General de Combustibles o sea COGECO, recibió una inyección importante de capital de Keiko Fujimori, para de esta manera poder ser blanqueado. Esta versión es recogida por el Diario Correo.

Durante la inauguración de la moderna estación de servicio, el miembro del clan Ramírez sostuvo que la relación con keiko Fujimori sólo es política y no económica.

De acuerdo al Correo, la última vez que Keiko Fujimori fue a declarar a la Fiscalía sus argumentos de defensa no fueron sólidos y se detectaron varías inconsistencias.

Entrevista de TV Cosmos

Dejar respuesta