Indígenas de la Amazonía del Perú tomaron lote 192, una estación de mayor producción de petróleo del país, exigiendo al Gobierno que se les consulte antes de firmar un nuevo contrato de explotación del yacimiento.

El dirigente de los indígenas, Wilmer Chávez, explicó que miembros del grupo irrumpieron hace una semana una zona del lote 192, ubicado en la región Loreto, que actualmente produce 8,000 barriles diarios de crudo. Este lugar esta operado por la canadiense Frontera Energy Corp.

“Si el gobierno dice que va a hacer consulta previa, automáticamente levantamos la medida”, dijo Chávez.

Como se sabe, la Consulta Previa es una ley aprobada en 2011, para dar más voz a los indígenas y para que opinen sobre los proyectos de extracción de recursos naturales cercanos a las comunidades nativas.

La empresa canadiense explicó, en tanto, que el proceso de consulta previa corresponde “exclusivamente al Gobierno peruano y la empresa no está autorizada a intervenir en las negociaciones”.

“Desde nuestra llegada al área del lote 192, Frontera Energy ha estado trabajando para ganar la confianza de la comunidad y actuar como un mediador para aliviar las posibles tensiones entre el Gobierno, la industria y la comunidad”, agregó en un correo electrónico.

El presidente de la Federación Indígena Quechua del Pastaza (Fediquep), Aurelio Chino, dijo que: “Si no se hace la consulta previa, mis hermanos y pueblos sacarán sus lanzas y se levantarán”, en clara alusión a la protesta realizada en Lote 192.

Dejar respuesta