Gerardo Sepúlveda, reconoció los contratos de asesoría que las empresas de PPK: Wesfield Capital y First Capital firmaron con la constructora Odebrecht entre el 2004 y 2013. Sin embargo, dijo que el actual presidente y ex socio, Pedro Pablo Kuczynski, no tuvo ninguna intervención en los contratos, aunque sí recibió algunos beneficios económicos que generó el contrato.

Sepúlveda fue interrogado por el fiscal supraprovincial coordinador del Equipo Especial del caso Lava Jato en el Perú, Hamilton Castro, en una diligencia dirigida por la fiscal chilena Carmen Gloria Guevara Mendoza. Fue en la sede del Ministerio Público de Chile.

Castro planteó 40 preguntas de inicio, pero al final fueron muchos más, entre repreguntas y pedidos de precisiones. Lo que se busca fue aclarar el tipo de relación comercial que tenían o aún tiene Sepúlveda y PPK.

El empresario enfatizó que las actividades de PPK, en el Estado, no interferían ni beneficiaban, ni afectaban las consultorías prestadas, ni las inversiones.

Sepúlveda y el presidente Kuzcynski trabajaron juntos en Wesfield Capital, empresa que prestó servicios de asesoria a Odebrecht Perú, entre los años 2004 y 2007, por lo cual recibió pagos por 782 mil. En esta época PPK era ministro de Estado en el gobierno del expresidente Alejandro Toledo.

Dejar respuesta