El jefe de la III Macro Región Policial La Libertad – Áncash, César Vallejos Mori, habló sobre la lenta entrega formal de las comisarias que fueron remodeladas en Trujillo e indicó que el problema es por un tema de contrato entre la Municipalidad de Trujillo y las constructoras, afectando así la labor policial.

Son 6 las comisarías de la Policía que están siendo usadas en cesión de uso por los efectivos, pero formalmente no son entregadas. Por ello, no pueden usar todos los ambientes y menos cuentan con los equipos suficientes para ejercer su labor.

“Hay cinco o seis locales que están en esa situación. Estamos esperando que lleguen a una buena solución definitiva entre la municipalidad y las empresas constructoras y finalmente nos entreguen los locales, el mobiliario y los vehículos que necesitamos para el servicio policial”, refirió el jefe policial.

La única sede entregada es la del distrito de Salaverry. También se están haciendo las gestiones de las tarjetas de propiedad de los vehículos que usan las comisarías de Huanchaco, El Milagro y Simbal.

Mientras que las comisarías de La Noria y El Alambre están en proceso de licitación y Moche en etapa de formulación del expediente técnico.

(Foto de portada: Diario Correo)

Dejar respuesta