Esta mañana los vecinos de la urbanización Chicago, en Trujillo, mostraron sus pancartas y hasta recolectaron más de 300 firmas en rechazo al acondicionamiento del Complejo deportivo Chan Chan para la atención de pacientes con COVID-19.

Temen que su zona sea un foco infeccioso para la propagación del virus. El problema es que ninguna autoridad ha conversado con ellos como para poder disipar su miedo y preocupación.

«Somos muchos pobladores quienes pedimos a las autoridades que no se instale un hospital dentro del complejo deportivo Chan Chan, aquí en el barrio vivimos muchas personas mayores y corremos riesgo. El alcalde no viene a conversar con nosotros, nadie se preocupa por brindarnos información»

El alcalde vecinal de la urbanización Villa del contador también rechaza la posible atención de los pacientes con coronavirus en el complejo deportivo, debido a que en los alrededores se ubica el mercado de papas.

Pese a la protesta del grupo de vecinos, se conoció que en los próximos días se tendría listo el recinto deportivo para la atención de personas infectadas con el COVID-19

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here