Por estos días la ciudad de Trujillo respira un aire inusual de catolicismo y no es para menos, hace unos días el presidente Pedro Pablo Kuczynski, informó sobre la llegada del papa Francisco a esta ciudad y otras dos del país para el 2018. Sin embargo, no todo puede ser color de rosa y ante tan significativa visita, nos preguntamos si la máxima autoridad del catolicismo sabe de los casos de abuso sexual que se dieron por esta parte del Perú. Pues si no lo sabe, aquí lo ponemos al tanto de algunas historias nada santas.

A inicios de 2016, un programa dominical de Frecuencia Latina, informó sobre dos casos de abuso sexual y en el reportaje fueron denunciados dos sacerdotes de la región La Libertad.

Caso Tulio Montenegro

Más de seis exmiembros de la iglesia católica denunciaron ante la prelatura de Huamachuco al padre Tulio Montenegro por presuntamente abusar de exseminaristas, catequistas y curas.

Esteban Espinoza Rojas, actual sacerdote, contó a dicho medio los terribles momentos que pasó cuando conoció al padre Tulio.

“En 1988 yo estaba en el cuarto año de secundaria y quería ser sacerdote, por eso asistía a las actividades religiosas. En noviembre, cuando fui a la parroquia de Chilcapama en Chilia, en la provincia de Pataz, el padre Tulio Montenegro fue a mi cama y empezó a tocarme. Yo lo rechacé. Todo quedó ahí porque me dijo que era un mal entendido”, reveló.

Pero ahí no quedó la cosa. “Luego en la parroquia de Tayabamba, trató de abusar de mí, pero lo aparté, quise dejar mis sueños de ser sacerdote pero seguí adelante”, confiesa. Sin embargo, tiempo después cuando se enteró de más denuncias contra Montenegro. “Le comunicamos al obispo de la Prelatura de Huamachuco, Sebastián Ramis, pero no hizo nada. Él está siendo cómplice y no permitiremos que sigan habiendo más abusos”, afirmó.

Asimismo, se dio a conocer el testimonio de Ángel Cachay, quien dijo que el padre Montenegro lo acosó en dos oportunidades. “Yo fui abusado por él en los primeros años del seminario. La primera vez fue a los 18 años y la segunda en un viaje que hicimos a Tayabamba”, comentó.

Padre Marco Tito Valle

Ángel Salazar Chávez, denunció en el reportaje al padre Marco Tito Valle. “En el 2009 yo cursaba el quinto año de en el seminario y cuando me envían a la parroquia en Marcabalito, en Huamachuco, sucedieron los hechos. Yo estaba sentado en la computadora y el padre Marco Antonio se acerca y me agarra los hombros y me toca los pechos”.

Otros valientes sacerdotes como Antonio Campos y Agustín Díaz también revelaron lo que ocurre en la iglesia de La Libertad.
“Hay denuncias que estos sacerdotes han abusado de niños y jóvenes”, manifestaron.
El pasado 20 de Enero de este año, durante la colocación de la primera piedra de la nueva sede de la Caja Trujillo, un grupo de jóvenes protestó en contra de estos presuntos casos de abuso sexual, que han recibido un trato bastante benevolente de la Iglesia Católica. La protesta estuvo motivada por la presencia del Monseñor Ricardo Angulo Bazauri, en el directorio de la mencionada financiera. El párroco no estuvo en la ceremonia y el roche tampoco fue comentado en la prensa local.

 Caso José Boitrón Solano

Sin embargo, no todos los casos son de abuso sexual. En 2010, los trujillanos quedaron sorprendidos con el caso del padre José Boitrón Solano, que fue grabado teniendo relaciones sexuales con una mujer dentro de la iglesia Medalla Milagrosa de la urbanización San Andrés.

Lo sorprendente del hecho es que el esposo de la mujer fue quien realizó la grabación. Como se recuerda, en el la filmación el hombre incrimina al padre y este asegura que fue engañado.

“Cómo que haciendo limpieza, engañando a mis hijos que estás haciendo limpieza”, le recriminó a la mujer que no podía ocultar una sonrisa nerviosa en el rostro.

Por su parte el religioso intentó calmarlo: “Cálmese. Yo reconozco, es mi falta, es una trampa en la que yo he caído”, dijo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here