¿Qué tiene que ocurrir para que la justicia se quite la venda de los ojos? es una pregunta que ronda por la cabeza de Rosa Martínez, madre de la menor de iniciales A.B.S.M. que fue brutalmente golpeada por su padrastro.

El sujeto en cuestión identificado como Elsiverio Saldaña Sevillano masacró a su hijastra de tres años  por no abrir una llave de agua, los golpes fueron en el estomago, cabeza y otras partes del cuerpo, ha narrado la pareja de este hombre y madre de la víctima, los golpes ocasionaron que la menor vomitara sangre y evacuara sangre por la nariz y orejas.

El agresor fue detenido por agentes de la comisaria de Alto Trujillo, sin embargo, increíblemente fue puesto en libertad horas después por falta de denuncia y ahora camina como si nada pasara por las calles de la ciudad.

Para el efiscal Alfredo Galindo, existiría una negligencia del Ministerio Público de La Libertad, ya que se tuvo que proceder de oficio y no esperar una denuncia formal contra el agresor. Detalló además que el fiscal tuvo que avanzar con su solicitud de prisión preventiva o comparecencia, mientras el médico legista realizaba el examen físico a la menor.

“En estos casos, el médico evalúa y da los datos por la vía más rápida, mientras el fiscal formula el pedido. Aquí hay delito por las lesiones y la violencia familiar”, explicó el abogado al diario La Industria.

Galindo Peralta agregó que Elsiverio Saldaña Sevillano podría ser sentenciado a varios años de cárcel, aunque esto dependerá del correcto actuar del Ministerio Público.

“Es criticable porque más que daño físico, hay psicológico, que no se arreglará en un mes y ahí hay justificación para pedir prisión preventiva. La prisión se justifica por la magnitud social del hecho… además, el fiscal debe resolver en función al principio superior de los intereses del niño”, manifestó.

Saldaña Sevillano agredió a su hijastra en su vivienda del barrio 5 en Alto Trujillo, la menor se encuentra internada en el Hospital Regional Docente de Trujillo, su cuadro clínico por el momento es reservado y permanece bajo observación médica permanente.

La madre de la pequeña ha revelado que su pareja con quien tiene otro hijo, agredía constantemente a menor y que cuando ella acudía a defenderla la amenazaba de muerte.

“Después de lo que hizo le dije que se largue y nunca más volverá a tocar a mi hija, pero él se enfureció más y me amenazó de muerte en caso lo denuncie”, contó llorando la mujer.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here