El expresidente Alberto Fujimori, se pronunció tras la anulación del indulto que le favorecía y solicitó que no lo regresen a prisión.

“Quiero decirle hoy a las autoridades y a los políticos que por favor no me usen como arma política porque ya no tengo fuerzas para resistirlo. Quiero pedirle al presidente de la República, a los miembros del Poder Judicial, una sola cosa, por favor, no me maten. Si regreso a prisión, mi corazón no lo va a soportar, está demasiado débil para volver a pasar por lo mismo. No me condenen a muerte, ya no doy más”, dijo Alberto Fujimori.

Fujimori se encuentra en el nosocomio con resguardo policial y se espera que los médicos le den de alta para que sea llevado a prisión.

Como se recuerda, en la víspera, el Juzgado de Investigación Preparatoria de la Corte Suprema, a cargo del magistrado Hugo Nuñez Julca, declaró fundado el pedido de la parte civil de no aplicación del indulto humanitario.

Ayer, la hija de Fujimori, Keiko, manifestó que retomará la batalla política y judicial para recuperar la libertad de su progenitor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here