A los pies de la sagrada imagen del Señor de los Milagros, más de 150 sacerdotes que trabajan en la Arquidiócesis de Trujillo, renovaron sus promesas sacerdotales hechas en el momento de su Sagrada Ordenación, durante la Misa Crismal en la Basílica Catedral, presidida por el Arzobispo de Trujillo y presidente de la Conferencia Episcopal Peruana, Mons. Miguel Cabrejos Vidarte OFM, y concelebrada por su Obispo Auxiliar, Mons. Timoteo Solórzano Rojas.

Los presbíteros estuvieron acompañados por sus diversas comunidades parroquiales, mostrando su cercanía hacia sus pastores, pues la presencia y oración de los laicos en esta Eucaristía, será siempre un signo concreto de comunión eclesial y una manifestación de veneración al incomparable don del sacerdocio ministerial.

“Como en el mundo entero se realiza la Misa Crisma, donde se renuevan las promesas sacerdotes y donde se consagran los oleos, que van hacer utilizados para los sacramentos durante todo el año. Un día muy grande, muy significativo, al final se celebra día del sacerdocio, especial para la Iglesia”, expresó el Arzobispo al final de la Eucaristía.

Al final de la Misa Crismal, monseñor Miguel Cabrejos Vidarte dirigió una oración del Santo Cura de Ars, patrono de los sacerdotes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here