La Fiscalía Provincial Especializada en Criminalidad Organizada de Tarapoto realizó una constatación en las instalaciones de la planta de oxígeno del Hospital II-2 del Ministerio de Salud, con el fin de verificar si los equipos habrían sido averiados intencionalmente para beneficiar, de manera indebida, a empresas privadas dedicadas a la venta de balones y plantas de oxígeno.

El 19 último, el titular del despacho especializado, Jaime Rojas Guerra, y su equipo de fiscales adjuntos, acudieron hasta el lugar en compañía de peritos en ingeniería mecánica e ingeniería eléctrica, quienes recabaron información sobre la denuncia.

También se contó con el apoyo de efectivos policiales de la División de Investigación de Delitos de Alta Complejidad de Tarapoto (Diviac).

Según las primeras investigaciones se conoce que detrás de inoperatividad de la planta de oxígeno estaría una presunta mafia organizada vinculada al Gobierno Regional de San Martín.

El Ministerio Público espera el informe pericial sobre el estado operativo de los equipos, para determinar posibles responsabilidades penales de los involucrados. Por su parte, las autoridades del hospital deberán entregar en breve la documentación solicitada por el equipo fiscal.

La constatación se realizó tras conocer un informe policial de la Diviac; además de considerar  la providencia fiscal emitida por la Segunda Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Tarapoto, en la que se da cuenta de las consecuencias mortales de la falta de oxígeno para los pacientes.

La fiscalía especializada señaló que con el arreglo de la planta se evitaría el posible uso inadecuado de los recursos del Estado y se reduciría el riesgo de muerte en pacientes con Covid-19; así como recién nacidos y personas con enfermedades graves.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here