Sucríbete a Macronorte y apoya el periodismo de investigación en Perú

Para atender el rebrote de la covid-19 en el norte del país, con tendencia a lo que podría ser una segunda ola de la pandemia, el gobernador regional de La Libertad, Manuel Llempén Coronel, pidió a la ministra de Salud, Pilar Mazzetti, el envío urgente de 50 ventiladores mecánicos para el funcionamiento de igual cantidad de camas en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) de los hospitales. 

En reunión del Comando Regional Covid-19, la autoridad dijo: “Atender las necesidades de la emergencia por la pandemia nos hizo hacer cosas que en otras circunstancias quizá no se hubieran logrado, mejorando la infraestructura y equipamiento de los establecimientos de salud”.

Recordó que al comenzar la pandemia el hospital Regional, por ejemplo, solo tenía 40 camas de hospitalización y que hoy hay 220, solo hubo 9 ventiladores y se llegó a tener cerca de 40, no se contaba con ninguna planta de oxigeno medicinal y hoy hay 8 en diversas provincias de la región con apoyo de la inversión privada y la solidaridad de las personas, debiendo llegar pronto uno del Minsa a Otuzco, y que hoy hay unos 1,400 balones de oxígeno disponibles y más del 70% están debidamente abastecidos.

Respecto a los ventiladores mecánicos, indicó que en Lima hay unos 300 almacenados y que de esa cifra ha pedido a la ministra el envío de 50, considerando que La Libertad es la tercera región con mayor cantidad de pobladores en el país, que se llevaron a Lima 15 ventiladores para su reparación y que los que quedan trabajando, como están en permanente labor, en cualquier momento pueden empezar a fallar.

Al respecto, el director del hospital Regional, Augusto Aldave, adelantó que hoy deben llegar diez de estos ventiladores del Minsa.

“La pandemia desnudó el precario sistema de salud que hay en el país. Ni siquiera aquellos del primer mundo pudieron enfrentarla. Hemos crecido ante una amenaza rompiendo esquemas tradicionales de la administración pública”, acotó luego Llempén, pidiendo a los funcionarios de salud y directores de los hospitales a redoblar esfuerzos y coordinar políticas de salud dirigidas al ciudadano para su atención oportuna en esta nueva etapa de la covid-19.