El regidor de la municipalidad de Trujillo, Carlos Fernández, advirtió que las irregularidades en los contratos de adhesión al Sistema de Recaudo Electrónico de Graña y Montero Digital podrían desembocar en un arbitraje que afectaría la economía municipal.

De acuerdo al informe de la Contraloría General de la República los contratos de adhesión al sistema de recaudo electrónico de Graña y Montero Digital deben ser firmados por los propietarios de las unidades y no por los gerentes de las empresas.

Esto representa una grave irregularidad que debe ser subsanada por la Municipalidad Provincial de Trujillo, Transportes Metropolitanos de Trujillo y la empresas GMD.

«Esa es la primera y gran observación que ha hecho Contraloría, según el contrato de concesión (MPT-GMD) tienen que hacerlo los propios dueños, no un señor que se irroga facultades de bienes que no le corresponden. La empresa de transportes nombra a un gerente, pero los dueños no son las empresas, son los propietarios que están adheridos como socios o accionistas dentro de ella y tendría que verse si el contrato de concesión contempla eso y no contempla. Ya la Contraloría lo dijo explícitamente« sostuvo Fernández Verde.

«Si el alcalde y su funcionario y su regidor que están promocionando esto cumplen perfecto, si no ya sabe el sector transporte lo que tiene que hacer y nosotros también para salvaguardar los intereses que corresponden a la ciudadanía, no hay que olvidar que estos señores si se adjudican de mala manera, va a ver más adelante un arbitraje y ya vemos como terminan esos arbitrajes, siempre a favor de Graña y Montero y Odebrecht«, agregó el regidor de minoría, ante los riesgos de seguir adelante con la implementación del Sistema de Recaudo Electrónico con las irregularidades presentes, la empresa GMD podría denunciar a la municipalidad de Trujillo y acudir a un arbitraje que podría tener un desenlace desfavorable para la economía edil.

Fernández Verde pidió a la empresa Graña y Montero Digital pronunciarse sobre el informe de Contraloría que pone en evidencia algunas graves irregularidades en la concesión del recaudo electrónico.

«Lo que se debe tener en claro, es que las condiciones precedentes se deben cumplir en el marco del contrato, no en el marco de una reunión entre el gerente de TMT, el regidor promotor de Graña y Montero y del señor de Graña y Montero sentados en el Club Central» enfatizó.

La Contraloría General de la República ha explicado a través de un informe de acción simultánea que los contratos de adhesión no están alineados al contrato de concesión firmado entre la MPT y GMD.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here