La Contraloría General de la República, en lo que va de los primeros cuatro meses de 2018, sancionó administrativamente a 25 funcionarios y servidores públicos de la región, por faltas graves o muy graves, por lo que están impedidos de trabajar para el Estado.

De acuerdo a la gravedad de la infracción, los sancionados fueron suspendidos de 30 a 360 días o inhabilitados de 1 a 5 años.

Con dicha cifra, La Libertad ocupa el séptimo lugar en funcionarios sancionados, siendo los primeros: Lima (85), Cajamarca (50), Lambayeque (46) y Tumbes (30).

En total son 468 sancionados, de los cuales 153 sanciones quedaron consentidas en primera instancia, es decir, no fueron apeladas y 315 fueron confirmadas en segunda instancia.

Es bueno señalar que dicha sanción no incluye las responsabilidades penales o civiles que pudieran establecer contra los funcionarios o servidores por los mismos hechos.

Los titulares de las instituciones cuyos funcionarios laboren deberán cumplir con las resoluciones de sanción.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here