Del 14 de junio al 23 de agosto, cerca de 350 bienes culturales recuperados en las investigaciones arqueológicas del último quinquenio en diferentes monumentos de la región Lambayeque serán exhibidos en la Sala Nazca del Museo de la Nación.

Esto fue anunció por el director del Museo Tumbas Reales de Sipán, Walter Alva, quien refirió que estas joyas procedentes de diferentes culturas serán presentadas en la exposición denominada “Arqueología norperuana: Nuevos aportes”.

En la exposición 'Arqueología norperuana: Nuevos aportes' se lucirán vasijas de  cerámica, máscaras funerarias, armas, textiles polícromosm entre otras piezas.

Entre los bienes culturales que se exhibirán figuran textiles de la cultura Lambayeque, que tendrían más de mil años de antigüedad y se encuentran en buen estado de conservación.

“Se trata de una muestra singular porque en Lambayeque tenemos muy pocos elementos textiles que se recuperan por las condiciones climáticas. Se le ha realizado una conservación preventiva y el material está estable”, señaló Walter Alva.

El descubridor del Señor de Sipán precisó que entre las 346 piezas arqueológicas que se exhibirán figuran vasijas de  cerámica; máscaras funerarias; armas; textiles polícromos; objetos de oro, plata y cobre; conchas; puntas de obsidiana y adornos de hueso tallado.

Estos son algunos de los ceramios descubiertos en diversos monumentos arqueológicos de Lambayeque que serán exhibidos en Lima.

Detalló que entre las piezas, que estarán acompañadas de paneles de información, fotografías y paneles, proceden de los monumentos arqueológicos de Sipán, Ventarrón, Santa Rosa de  Pucalá, El Triunfo, El Chorro, Huaca El Pueblo de Úcupe, Huaca Limón y Purulén.

“Los objetos corresponden desde la época Formativo, con Purulén, que tiene una antigüedad de 1,200 años antes de Cristo, hasta la época Inca; pasan por etapas de transcendental importancia que reflejan los cambios al final de la cultura Mochica y los inicios de la cultura Lambayeque”, afirmó.

Alva recordó que en la época más antigua han investigado un monumento que es clave para conocer lo que pasó en las primeras etapas de la civilización. “Purulén es un complejo arqueológico que tiene 15 templos y se constituye un enigma para los arqueólogos, porque se trata de un asentamiento que fue abandonado de una manera muy violenta». Sostuvo que el sitio jamás fue reocupado «y hoy estamos tratando de conocer los aspectos de esta sociedad tan compleja, tan antigua, que, al parecer, fue azotada por un mega-Niño, que prácticamente marcó el colapso de esta época de la civilización”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here