La 2° Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Trujillo obtuvo nueve meses de prisión preventiva contra el taxista venezolano Ángel Eduardo Colmenares quien roció gasolina en la puerta de la vivienda de una mujer por no aceptar ser su pareja.

Si bien el agresor no fue enviado a la cárcel por este motivo, el fiscal Michael Alexander Luyo Ramírez logró demostrar en audiencia el delito de acoso agravado debido a que el investigado envió amenazas de muerte, fotografías de armas y mensajes intimidantes vía whastapp y facebook a la agraviada para forzarla a ser su pareja.

El Ministerio Público también consiguió demostrar el delito de violencia contra la autoridad agravada debido a que cuando la policía intentó detener al individuo este hizo caso omiso y se dio a la fuga chocando su vehículo con un patrullero y casi atropellando a efectivos policiales,incluso uno de ellos resultó herido en el momento de la intervención. El sujeto fue recluído en el establecimiento penitenciario de Trujillo a la espera del juicio en su contra y posterior condena.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here