El pasado 24 de agosto, la defensa de Daniel Marcelo, alcalde de la provincia de Trujillo suspendido de sus funciones por sentencia en doble instancia por delitos de corrupción de funcionarios, presentó un escrito ante la oficina de trámite de la Corte Suprema de Justicia para pedir que se programe la audiencia de casación en la que deberá evaluarse la sentencia de la Sala de Apelaciones Transitoria Especializada en Extinción de Dominio que ratificó la sentencia en primera instancia, la cual condenaba a Marcelo Jacinto, exalcalde de La Esperanza, a 4 años de prisión suspendida por el delito de negociación incompatible en el «Caso Bloqueadores».

La respuesta de la Corte Suprema de Justicia al requerimiento de la exautoridad se produjo de inmediato, el 25 de agosto el tribunal supremo señaló que de acuerdo al artículo 131° de la Ley Orgánica del Poder Judicial se «establece que en la Corte Suprema las causas se ven en riguroso orden de ingreso».

«No ha lugar lo peticionado, por lo que los sujetos procesales deben efectuar sus pedidos conforme lo dispone el Código Procesal Penal», señala la respuesta de la Corte Suprema de Justicia.

El apepista, según versiones de excolaboradores estaría mortificado por su alejamiento de la Municipalidad Provincial de Trujillo y pretende agotar todas las diligencias posibles para volver a tener el control de esta comuna.

Como se ha informado, Daniel Marcelo fue denunciado cuando era alcalde del distrito de La Esperanza, el Ministerio Público lo acusó de direccionar una licitación valorizada en S/ 92 820 para comprar accesorios para hacer funcionar 28 bloqueadores que había donado la empresa Teletaxi, sospechosamente esa misma empresa fue la ganadora de la buena pro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here