Frente a la demanda de inconstitucionalidad interpuesta por el Ejecutivo contra la Ley Nº 31039 del ascenso automático, nombramiento y cambio de grupo ocupacional de los trabajadores de salud, aprobada por el Congreso de la República, la secretaria general del Sindicato Nacional de Enfermeros del Seguro Social de Salud (SINESS) – base del Hospital Lazarte, María Espinoza Llerena, lamentó que el gobierno no cumpla con los ofrecimientos realizados para mejorar las condiciones laborales.

“Lamentamos que el gobierno, en esta oportunidad, nos haya dado la espalda, que haya dado la espalda a los trabajadores del sector salud. Nosotros venimos demandando hace mucho tiempo mejoras laborales, contratos dignos para los trabajadores, pero hasta el día de hoy viene siendo postergada. Pensamos que por este tiempo de pandemia realmente el Ejecutivo iba a reconocer nuestra labor, iba a reconocer la labor de nuestros compañeros, pero, sin embargo, nos ha dado la espalda”, expresó.

Del mismo modo, consideró que el presidente Martín Vizcarra tiene un doble discurso, pues esta demanda ha generado el descontento e indignación de los enfermeros y de todo el personal de salud, pues creyeron con este gobierno se concretarían las mejoras laborales. Solo en el Hospital Lazarte hay aproximadamente 30 enfermeros CAS por la emergencia sanitaria, de un total de 200 en La Libertad.

“En EsSalud tenemos cinco mil trabajadores bajo la modalidad CAS, de los cuales dos mil enfermeros en el ámbito nacional, que requieren mejorar condiciones laborales, que requieren por lo menos tener la estabilidad laboral y que puedan trabajar con un poco de tranquilidad. De igual manera pedimos para que nuestros compañeros del Minsa puedan lograr ese nombramiento tan esperado”, agregó.

Este miércoles por la mañana, los enfermeros agremiados al SINESS acudieron al frontis del Tribunal Constitucionalidad (TC) para realizar un plantón pacífico, pero fueron ahuyentadas por la Policía con agua arrojada desde un rochabús. Desde Trujillo, la licenciada Espinoza Llerena exhortó al TC a darle la razón a los trabajadores de salud, cuyas demandas son olvidadas desde hace años.

“Hacemos un llamado al Tribunal Constitucional para que también se ponga la camiseta de los trabajadores que al día de hoy venimos y continuamos haciendo frente a esta pandemia en primera línea. Y en esta oportunidad por nuestros enfermeros CAS para que puedan pasar a un régimen laboral 728”, manifestó.

El SINESS coordina con expertos en materia constitucional para el asesoramiento respectivo frente a las acciones que tomarán frente a esta acción de inconstitucionalidad, cuyo argumento presidencial es provocaría desequilibrio presupuestal en el Estado, afirmación que desalienta a los enfermeros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here