Sucríbete a Macronorte y apoya el periodismo de investigación en Perú

En sesión extraordinaria del Consejo de Ministros presidida por el presidente Francisco Sagasti, y en la que participó el gobernador regional Manuel Llempén Coronel, se autorizó la visita de tres ministros de Estado para instalar una mesa de dialogo en busca de dar solución al problema generado en Virú y restablecer la paz social.

Éstos ministros serían los de Trabajo, Minagri y Mincetur, a lo que el gobernador pidió se agregue el de Vivienda.

“Esta es una crisis dolorosa” dijo el presidente Sagasti, al iniciar esta reunión de emergencia convocada a pedido de Llempén, en la que se delineo algunas líneas de acción después de escucharse la exposición de Violeta Bermúdez, presidenta del Consejo de Ministros.

Sin embargo, eso estaba supeditado al levantamiento del bloqueo de la carretera Panamericana en diversos sectores, lo que la autoridad regional coordinaba ayer por la tarde con la consejera por Virú, Mirtha Higa, y dirigentes agrarios. Al cierre de edición se supo que éstos últimos estaban llanos al diálogo.

«Creo que la causa de los problemas está no solo en el tema económico sino en las condiciones de vida de los trabajadores agrarios, para quienes estamos diseñando un proyecto habitacional sobre 565 hectáreas, denominado Ciudad Bicentenario Coscomba, a la que accederían a precios sociales y desde donde se podrían trasladar en bicicleta hasta los campos de cultivos, explicó el gobernador», señaló Llempén.

Al respecto, recibió la aprobación de Sagasti, quien le dijo “gobernador, anuncie usted eso como tema de agenda y que vamos a dar todo el apoyo al proyecto”.

«Hay que apagar el incendio, pero mirando la solución de estos grandes problemas de carencias de servicios para los trabajadores agrarios, los que deben viajar cuatro horas diarias para ir a trabajar y regresar a sus domicilios en Trujillo, quedándoles poco tiempo para estar con su familia», agregó Llempén.

Sagasti coincidió con el planteamiento del gobernador precisando que la propuesta de la agenda de la mesa de trabajo incluye mejorar la calidad de vida de los trabajadores agrarios.

Las protestas se han incubado por múltiples necesidades generadas en el tiempo. Se necesita la intervención del Estado. El empresario está cumpliendo su rol generando 100. mil puestos laborales y si se termina presa Palo Redondo se activarán 30 mil has más para el cultivo y otros 100 mil puestos de trabajo durante la temporada de cosechas, expuso en otra parte de su intervención el mandatario regional.

“Tenemos poco tiempo en la gestión y solo siete meses por delante, pero este tema de mejorar las condiciones de vida está en la agenda”, le aseguró Sagasti en respuesta, y respecto a destrabar proyectos para ampliar la frontera agrícola, adelantó que pronto estarán haciendo importantes anuncios.