Un severo desalojo se realizó este lunes por la noche en una invasión del área del reservorio de Sedalib en Nuevo Florencia de Mora, en Alto Trujillo, en donde en forma violenta se habían posesionado, sin respetar la propiedad privada, menos al personal de vigilancia.

Más de una docena de personas habían colocado sus pertenencias e instalaciones precarias en una zona perfectamente delimitada, adyacente al mencionado reservorio. Cabe señalar que estos actos son reiterativos y alteran los trabajos de servicio a la ciudadanía del distrito.

Cabe señalar que la empresa ha realizado las denuncias correspondientes ante la Policía Nacional e iniciará acciones judiciales, pues esto configura un delito penal con agravantes, pues altera el servicio de agua para consumo humano, servicio esencial, que se brinda a la población. Ello pone en riesgo la salud de usuarios y no usuarios.

Caso parecido se produce en el reservorio desde se brinda el servicio al asentamiento humano Nuevo Jerusalén y otros sectores de La Esperanza en donde vándalos están dañando nuestras instalaciones y equipos con el fin de robar el agua, la que es dejada de otorgar a quienes sí cumplen con sus obligaciones. Incluso los inescrupulosos actúan en forma violenta contra nuestro personal, impidiendo el cumplimiento de su trabajo de servicio a la comunidad. La empresa realiza conjuntamente con las autoridades correspondientes, las investigaciones ante estos delitos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here