El ex titular de la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep), Ricardo Briceño, dijo que sus sucesores deben responder por la campaña política de 2011 hecha por el gremio mencionado, el cual tuvo como aporte de Odebrecht la suma de 200 mil dólares.

El empresario indicó que durante su gestión (2009 – 2010), el gremio hizo una campaña para defender la inversión privada, en relación a la candidatura presidencial de Ollanta Humala.

Según la carta que envió a los empresarios en aquella oportunidad, la cita planteaba “continuar y reafirmar la presencia del empresariado”, con una segunda campaña.

Briceño, en una entrevista a un medio nacional, afirmó que dentro de los empresarios convocados, estuvo Jorge Barata.

Sin embargo, respecto a la segunda campaña, que se enfocaba en ir contra la candidatura de Ollanta Humala, el empresario dijo que sus sucesores deben responder al respecto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here