La fiscal anticorrupción, Zoila Sueno, dispuso el 6 de marzo abrir investigación preliminar al presidente Pedro Pablo Kuczynski, y al ex presidente Alejandro Toledo, por la concesión del lote 56, ubicados en Camisea, región Cusco.

De acuerdo a la resolución, Toledo y PPK, serán investigados los próximos ocho meses por colusión, ya que, a juicio del Ministerio Público, hay indicios de una presunta concertación entre los funcionarios con el Consorcio Gas de Camisea, al que se adjudicó el lote sin licitación.

En la apertura de esta investigación, la Fiscalía indica que Toledo, como presidente y PPK, como ex ministro de Economía, suscribieron el decreto supremo 123 – 2004, con el que se otorgó un beneficio al Consorcio Camisea.

La irregularidad, según la resolución, estaría en que este consorcio le dio esos beneficios a su cliente Perú LNG. Esta compañía es liderada por Hunt Oil, empresa que, como se ha mencionado, también integra el Consorcio Camisea.

Cuando Kuczynski dejó la cartera de Economía, en 2002, pasó a asesorar un año después a Hunt Oil en temas financieros. En 2004, cuando regresa al MEF, Kuczynski suscribe el decreto que favorecía a la Alempresa con la que había contratado.

En el marco de la investigación por la IIRSA Sur, el fiscal Hamilton Castro lo interrogará hoy. Como titular del MEF, PPK exoneró del SNIP a dicha obra, ejecutada por Odebrecht.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here