El jefe de la III Macrorregión policial La Libertad, Óscar Gonzales Rabanal, reveló que la muerte de los profesores en Chepén fue por encargo y el móvil sería de carácter pasional. Agregó también que los sicarios se confundieron de objetivo y que mataron a las dos personas por error.

La autoridad policial dijo que los sicarios tenían como objetivo asesinar a un docente que solía subir a la motocicleta de color rojo, de placa de rodaje 4962-EA, pero que el día del crímen no regresó a su casa en ese medio de transporte.

La identidad de la persona a quién los sicarios iban a dar muerte se mantiene en reserva absoluta, solo se conoció que la policía está trabajando para identificar a los delincuentes y dar con su captura.

 Como se recuerda Juan Antonio Arrascue Serrano, docente de Educación Física y Wilder Paredez Ramírez, docente de Educación Religiosa, fueron atacados a balazos por dos sicarios a bordo de una motocicleta. Ambas personas murieron en el acto, en el distrito de Pueblo Nuevo, provincia de Chepén.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here