Sucríbete a Macronorte y apoya el periodismo de investigación en Perú

El alcalde de Trujillo, José Ruiz Vega, señaló que emprenderá una lucha frontal contra la delincuencia, en el marco de la declaratoria de emergencia de la provincia por 45 días a causa de la criminalidad.

«Hemos recibido la noticia, con la esperanza de frenar los crímenes, la extorsión, los robos que ocurren a diario en nuestra ciudad. He convocado a las autoridades para coordinar el apoyo a las fuerzas del orden y nuestra total disposición a los operativos y planes. Contaremos con 300 militares y, además de los efectivos PNP de Trujillo, se sumará el 50% del personal administrativo para luchar contra las bandas organizadas», expresó Ruiz Vega.

En ese sentido, el burgomaestre trujillano lideró reuniones de coordinación con autoridades civiles, policiales y militares, a fin de canalizar las acciones que contribuirán a combatir al crimen organizado.

La autoridad anunció que no dará tregua a los delincuentes y reafirmó su compromiso de luchar por la seguridad de Trujillo.

“Vamos a fortalecer el patrullaje integrado con la compra de 50 camionetas y la disposición de los 40 patrulleros que tenemos operativos. Desde aquí les digo: la delincuencia tiene las horas contadas en Trujillo y buscaremos a los malos sujetos en sus guaridas”, añadió la autoridad provincial;

“Tenemos S/ 2 millones 700 mil para invertir en la adquisición de modernas camionetas para el Serenazgo, los cuales estarán constantemente patrullando en los territorios vecinales y distritos de la provincia. Seguiremos trabajando en la implementación de la Central de Monitoreo con cámaras de videovigilancia y su integración a la nueva Central 105 de la PNP; fortaleceremos las juntas vecinales y rondas urbanas campesinas y redoblaremos esfuerzos para construir pronto la nueva comisaría Ayacucho”, dijo.

Además, sostuvo que solicitarán a la Contraloría que realice un control concurrente de las compras, en aras de la transparencia de la gestión edil.