Sucríbete a Macronorte y apoya el periodismo de investigación en Perú

Un total de 11 puntos de conexiones clandestinas que brindaban energía eléctrica a más de 200 familias en el sector Nuevo Jerusalén, parte alta de La Esperanza, fueron erradicadas en un operativo ejecutado por Hidrandina, empresa del grupo Distriluz.

El personal identificó conexiones directas que malogran la estructura eléctrica y generan pérdidas de más 11 mil kilowatts hora, pero sobre todo resulta un riesgo para la población.

Asimismo, las conexiones clandestinas perjudican la calidad del servicio a la población que paga por el servicio, generando fluctuaciones eléctricas de tensión y sobrecarga de las líneas, que pone en peligro a los transeúntes con descargas eléctricas.

Ante esta situación, la empresa ofrece a la población la opción de brindarles suministros colectivos provisionales, previo a cumplir ciertos requisitos. Recomienda evitar el hurto de energía y solicitar de manera formal el servicio a la empresa, para ello, entregó unos formatos informativos.

Los operativos inopinados de Hidrandina continuarán para identificar hurto de energía, conexiones clandestinas o la alteración de equipos. Este delito tiene como consecuencias desde el pago por la energía robada hasta la pena de cárcel para los infractores.

Hidrandina exhorta a la población a presentar la denuncia en la comisaría más cercana e informar a la empresa a fin de asegurar que esta conexión no sea un peligro para la integridad de las personas.

Ante cualquier emergencia, es recomendable comunicarse con Hidrandina a través de sus canales de atención digital: WhatsApp 948327474, o al correo electrónico atencionhdna@distriluz.com.pe; también pueden ingresar a su plataforma web www.distriluz.com.pe/hidrandina/ opción de oficina virtual.