Sucríbete a Macronorte y apoya el periodismo de investigación en Perú

El presidente del Consejo de Ministros, Héctor Valer, se pronunció tras los duros cuestionamientos y de las denuncias que lo involucran en casos de violencia familiar.

Valer Pinto rechazó las denuncias de agresión hechas por su fallecida esposa, Ana Montoya León y de su hija, Catherine Valer Montoya, calificando estas acusaciones como falsas. En esa línea, se refirió a la resolución del año 2017, del Noveno Juzgado que estipuló medidas de protección a favor de su cónyuge, la misma que para el funcionario carece de validez.

“Esta resolución del juzgado de familia es nula porque la prueba planteada no pertenece a la demandante, el certificado médico legista podría ser falsificado, no hay firma alguna de mi esposa. La declaración no está en el expediente, no hay declaración de mi hija, no hay declaración mía”, aseguró el premier.

De otro lado, también viene siendo investigado por la Fiscalía Anticorrupción en su calidad de representante legal del Consorcio Industrial de Carne de Ucayali (COINCAR), al premier se le acusa de presuntamente haberse coludido con el alcalde de la Municipalidad Provincial de Coronel Portillo, a fin de obtener la administración temporal de un camal municipal sin que se realice un debido proceso.

En conclusión, Héctor Valer afirmó categóricamente que estas imputaciones que se le atribuyen tienen como objetivo, generar más inestabilidad política, crisis ministerial y principalmente buscar la vacancia presidencial.