Sucríbete a Macronorte y apoya el periodismo de investigación en Perú

Con 25 agricultores del caserío Mayasgo, perteneciente al centro poblado Tomabal del distrito y provincia Virú, la agencia agraria de dicha jurisdicción desarrolló una escuela de campo (ECA) en la que se implementó ¼ de hectárea de maíz amarillo duro con semilla INIA 619 – Megahíbrido, con lo cual, se busca adiestrar a los agricultores en el manejo del cultivo y, a la vez, mejorar el rendimiento en su producción.

Según informó la Agencia Agraria de Virú, de la Gerencia Regional de Agricultura, esta variedad de maíz posee un rendimiento de 14 toneladas por hectárea a diferencia del simple que rinde solo hasta 7 t/ha, además, cuenta con mejores características, entre ellas, tolerancia a plagas y enfermedades, así como amplia adaptación en los valles de la costa.

“La escuela de campo es una experiencia nueva para nosotros porque hemos aprendido a implementar nuevas prácticas, tanto en la correcta aplicación de insecticidas como abonos orgánicos, y también en el uso de trampas naturales”, indicó Lorenzo Nolasco, uno de los agricultores que participaron activamente en la ECA, que se desarrolló durante seis meses y que culminará la próxima semana con la cosecha del maíz.

Como se conoce, el maíz amarillo duro es el principal insumo en la industria avícola y se usa en la elaboración de alimentos balanceados, por lo cual, representa una importante fuente de ingresos económicos para los agricultores, tanto a nivel provincial, como regional y nacional.