Este martes el alcalde de Trujillo, Daniel Marcelo, presentará la solicitud de reconsideración al acuerdo de Concejo que decidió declararlo suspendido en el cargo ante una resolución en segunda instancia del Poder Judicial por el caso “bloqueadores” con sentencia de cuatro años de pena privativa de la libertad suspendida.

Siendo así, el alcalde tendrá un plazo de 30 días para convocar a sesión para que el Concejo Municipal vuelva a reunirse y, con las nuevas pruebas en su defensa, debatan y vuelvan a votar sobre su eventual alejamiento.

«Ya lo he dicho, vamos a estar hasta que lo determine el JNE. Estamos respetando el debido proceso. No sé por qué tanto apresuramiento”, precisó la autoridad edil.

Respecto a las críticas que se han estado haciendo por su permanencia en el cargo, el burgomaestre dijo que del Apra ya no le llama la atención. En cuanto a comentarios de dirigentes de su partido señaló que es un tema que lo verá a nivel interno.

«Había gente que creía que no se iba a dar la sesión y la convoqué. Soy respetuoso de las normas y la reconsideración corresponde a ley, entonces voy a ver si la presento, tengo plazo hasta este miércoles, hay argumentos que validan ese derecho y vamos a ver», amplió.

Dentro de este proceso, la reconsideración es la última instancia en la MPT, quedado luego la casación ante la Corte Suprema. Si esta favorece al alcalde y se anula su sentencia condenatoria regresará a la alcaldía, caso contrario el JNE lo vacaría en el cargo.

“Creo que el martes voy a hacer la convocatoria. Vamos a fundamentar en el documento que presentaremos y la abogada de la defensa argumentará en su momento ante el pleno del Concejo Municipal”, enfatizó.

La autoridad recordó que su abogada había adelantado en la sesión anterior la existencia de algunas incongruencias en el proceso y pidió que la sesión se postergue.

«No se respetó el debido proceso. Solo me notificaron un solo expediente y no de las dos últimas solicitudes más. La desesperación los ha llevado a cometer errores. Los mismos regidores de oposición hacen una segunda petición y José Miranda volvió a ir al JNE», agregó.

«El Jurado Nacional de Elecciones decía que yo debía estar en esa sesión donde votaron, pero como no me notificaron no hice uso del derecho a la defensa. Hubo un error administrativo que la abogada defensora hizo conocer al Concejo, pero no le hicieron caso», finalizó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here